Año nuevo, ideologías viejas

Estaba debatiendo si pasar a saludar a mis primos y darles el abrazo de año nuevo o no. Me dirigía a casa de mi tío que está justo al frente de la casa del primo que quería saludar. Ahora que lo pienso, el debate en realidad era algo tonto. En mi familia, como la ha…

Feliz bloguervidad

Navidad se ha ido y de parte de este escritor ocasional, deseo de corazón que hayan compartido esta fecha con sus seres queridos. Desafortunadamente (o por fortuna, jaja) mi familia ha salido de viaje al centro de México. Admito que escribir esto para ustedes me quita un poco la tristeza de haber pasado la Navidad…

Novios de viaje [Parte I]

Era mi vecino, él de Nuevo León y yo de Coahuila. Habíamos coincidido en un lugar. Era un lugar de deseo, de palabras efímeras y de miedo constante a la identidad. Un lugar de lobos y cenicientas. Caminaba entre los candidatos, buscaba un acompañante para esa noche solitaria. De pronto, aparece en mi pantalla, alguien…

El espejo dice que ya tengo 2|2 años

He escuchado a la gente decir que después de cierta edad, todo pasa más rápido. No sé cuál sea ese número que le pisa al acelerador de la vida, pero siento que no me falta mucho para llegar ahí, sino es que ya me subí abordo. El 16 de noviembre cumplí 22 años y esta…

Historia de un traje que huele a guardado

Hace unas semanas. En el trabajo —[…] y pues todo bien bañaditos y trajeaditos. Algo parecido era lo que mi amiga había dicho al recordarnos de nuevo acerca de su fiesta de graduación. Ese día había compartido mi inquietud con otra amiga que también estaba invitada; le mencioné que yo no tenía traje y que…

El crush del día #0

“Es que lo que te hace falta es enamorarte…” Es lo que una chica de San Luis Potosí me dijo luego de escuchar la versión adaptada de mi vida “amorosa“ (ppfff, insisto en el énfasis de las comillas). La música violaba tímpanos, mientras le narraba a gritos las historias. El entorno era oscuro, había música…

Las ideas revientan, el tiempo se acaba y las letras sobreviven

La clase transcurría, no recuerdo si alguien exponía, si un maestro preguntaba por participaciones, si un compañero hablaba; últimamente he desviado mi atención hacia mi celular. Por alguna extraña razón, siento que esos artículos de superación, de empoderamiento y motivacionales me estaban dejando más que algunas de las clases. La incertidumbre era inevitable ante encabezados…

Me duelen las manos por no tocarte

Ayer en la noche me troné los dedos. Uno a uno, y ante cada tronido retumbaba un deseo incumplido. Esa noche no sabía si fue la costumbre de tronarlos o un acto de contención el que hizo que del coraje intentara arrancarme los dedos. Mi orgullo congeló toda iniciativa por recorrer mis manos por tu…

Un desayuno con Adán

Se recarga sobre el estante de la cocina, organiza su playlist en su celular. No trae playera y usa un pantalón de cuadros, lo típico en pijamas. No conozco ninguna de las canciones que pone, tampoco lo conozco a él. Una brecha de dos tal vez tres años nos divide, pero más que nada: tenemos…

Notas de un viaje en autobús

Recuerdo que los viajes en autobús eran travesías muy extrañas para mí. Ahora vivo esa extrañeza de una manera diferente. Cuando subí al camión unos niños no tardaron en iniciar una cálida plática preguntándome hacia dónde me dirigía. Nos dirigimos al mismo lugar. Entonces los declaré mi punto de referencia al momento de ver cuál…

¿Qué siente un lector cuando le regalas un separador?

Los separadores de libros son un elemento recurrente en la vida de un lector. Hay separadores de diferentes diseños y dimensiones. Incluso hay veces que ante la falta de un separador, una hoja de árbol, un ticket, un lápiz, un trozo de papel, alguna tela ¡muchas cosas pueden ser separadores durante una emergencia! Luego del…